dos-dias-en-santiago-de-chile

Que ver en Dos días en Santiago de Chile

¿Quieres saber todos los lugares que no te puedes perder y que has de ver en dos días en Santiago de Chile?. Si vas a pasar al menos dos días en la capital chilena, créeme que no te va a dar tiempo a aburrirte.

dos-dias-en-santiago-de-chile

La ciudad ofrece un montón de lugares interesantes y podrás hacer un montón de cosas. Desde disfrutar de unas vistas impresionantes desde el Costanera Center, pasear por los dos cerros más famosos de la ciudad, comer en Bellavista o en alguno de sus mercados, recorrer el centro histórico de la ciudad, parando en alguno de sus interesantes museos y terminar el día tomando un terremoto o varios en uno de los bares más famosos de la ciudad.

dos-dias-en-santiago-de-chile

Santiago de Chile es una ciudad vibrante y a su vez acogedora. He de deciros que lo mejor de la ciudad son los chilenos. Charlar con ellos, su sonrisa y amabilidad, hará que vuestro viaje por esta ciudad y por este país, se convierta en un destino diez. Os cuento a continuación que no os podéis perder en Santiago de Chile.

Recorrer el Centro Histórico de Santiago de Chile

Bien por vuestra cuenta o en alguno de los free tours que hay en la ciudad, una de las cosas que tenéis que ver en Santiago de Chile, es el centro histórico de Santiago.

La Plaza de Armas de Santiago es un buen lugar para empezar el recorrido. La primera parada la hacemos en uno de los laterales de la Plaza, en la Catedral Metropolitana de Santiago.

catedral-metropolitana-de-santiago-de-chile
catedral-metropolitana-de-santiago-de-chile

La Catedral de Santiago se construyó en 1748. Desde entonces ha sobrevivido a varios terremotos, un incendio y varias reformas. Entrar en la Catedral Metropolitana de Santiago porque es imponente. A parte de varias esculturas religiosas, se conserva en un ánfora de mármol, los corazones de los militares chilenos que murieron en la batalla de la Concepción en 1882.

plaza-de-armas-santiago-de-chile

Los laterales de la plaza, están flanqueados por varios edificios relevantes, como el Museo Histórico Nacional, el edificio de Correos o la Casa Colorada. Esta última es un ejemplo de como eran las casas coloniales que se construyeron durante el S. XVIII

plaza-de-armas-santiago-de-chile
casa-colorada

El Palacio de la Moneda

Este edificio es la sede del Gobierno Chileno. El Palacio de la Moneda fue construido en el S. XVIII al más puro estilo neoclásico. En su inicio albergó la Real Casa de la Moneda de Santiago, pero a partir de 1846 el Gobierno se trasladaría aquí.

palacio-de-la-moneda

En 1973 fue el periodo más oscuro que vivió este edificio. Un bombardeo durante el golpe de estado lo destruiría. Salvador Allende se negó a abandonarlo, la muerte le estaba esperando porque nuca más saldría de aquí .

salvador-allende

Si queréis conocer su interior, podéis escribir a visitas@presidencia.cl  para reservar una visita guiada.

El Cerro de Santa Lucía

Al Cerro de Santa Lucía llegamos al atardecer. Este es otro de los lugares que tenéis que ver en Santiago de Chile. Estábamos hechos polvo después de patear toda la ciudad, pero sus zonas ajardinadas con sus banquitos a la sombra, fueron un regalo y estuvimos un rato descansando a la sombra, después de pasar un día bajo el sol abrasador del verano santiaguino.

CERRO-DE-SANTA-LUCIA

El 12 de Febrero de 1541 los conquistadores españoles, con Pedro de Valdivia a la cabeza tomaron este cerro y desde aquí, fundarían la ciudad Santiago de Nueva Extremadura. Así es como se llamaron en sus inicios a Santiago de Chile.

CERRO-DE-SANTA-LUCIA
CERRO-DE-SANTA-LUCIA

A principios del S. XIX construyeron un par de fuertes y años después un observatorio astronómico. Pero no sería hasta 1872 cuando se le quiso dotar al cerro, de un aspecto completamente diferente. La idea era transformar el pedregal que era, en un parque urbano, inspirándose en el paisajismo francés.

CERRO-DE-SANTA-LUCIA

La entrada al parque es gratuita. En la parte baja hay un estanque, tenéis que subir las escaleras para encontraros con la escultura de bronce del dios Neptuno y su tridente.

La fuente se encuentra en la pared de una gruta, que la envuelve como si fuera una hornacina natural. A ambos lados hay unas escaleras que te llevan hasta un arco de triunfo decorado con columnas jónicas, al más puro estilo neoclásico.

CERRO-DE-SANTA-LUCIA
cerro-de-santa-lucia

Una vez arriba, hay una explanada rodeada de árboles y arbustos dónde se puede reposar a la sombra. Desde aquí se empiezan a adivinar las primeras vistas panorámicas de Santiago. Podéis ver en un lado el Cerro de San Cristóbal y al otro el Costanera Center.

dos-dias-en-santiago-de-chile
cerro-de-santa-lucia

Dar una vuelta por el cerro y subir hasta lo más alto de las escaleras. Desde allí se tienen buenas vistas de la ciudad, flanqueada por las cumbres nevadas de los Andes. Merece la pena que incluyáis el cerro de Santa Lucía en la lista de sitios que ver en dos días en Santiago de Chile.

CERRO-DE-SANTA-LUCIA

Si estás allí a las 12:00 am, asistiréis a una tradición que se ha mantenido desde el año 1825. Desde el Cerro se lanza un cañonazo que anuncia a la ciudad la llegada del medio día.

cerro-de-santa-lucia

El Mercado Central de Santiago de Chile

En una de las riberas del río Mapocho, se construyó uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad, el Mercado Central de Santiago.

rio-mapocho-santiago-de-chile

En el 2012 el Mercado Central de Santiago fue catalogado por la revisa National Geographic como uno de los 5 mejores mercados del mundo.

Aunque no vayáis a comer, acercaros para contemplar el edificio y curiosear por los puestos de pescado y marisco.

Mercado-central-santiago-de-chile

Las obras se iniciaron en 1869 y tres años más tarde abrió sus puertas. Los pilares y vigas de hierro y acero que forman la estructura del mercado, se construyeron en Reino Unido.

Mercado-central-santiago-de-chile

Si os gusta el turismo gastronómico, tenéis que venir aquí e incluirlo como parada en vuestro recorrido de lugares que ver dos días en Santiago de Chile. Aquí podéis degustar todo tipo de especialidades chilenas así cómo pescados autóctonos del país,  en alguno de los muchos restaurantes que hay en su interior.

Además de restaurantes, también hay pequeños puestos de souvenirs.

Hay bastante diferencia de precios entre los restaurantes. Los que están en el centro del Mercado son los más caros,  así que si queréis quedaros a comer aquí, pasear y mirar antes los precios de las cartas. Porque muchos tienen los mismos platos, pero con precios diferentes.

El Mercado Central de Santiago abre todos los días de 6:00 am a 17:00 pm, excepto los sábados que cierra una hora más tarde y los viernes abre hasta las 20:00 pm.

A unos pasos del Mercado Central se encuentra la antigua Estación de Mapocho.

estacion-de-mapocho-santiago-de-chile

Entrar dentro de esta estación de estilo neoclásico porque es especialmente bonita. Las antiguas estaciones que se construyeron a principios del S XX me apasionan.

Su construcción se inició en 1905 y está fue una de las estaciones más importantes del país. Se mantuvo en funcionamiento hasta 1987,  ahora es un centro cultural y la entrada es gratuita.

El Barrio de Bellavista

Continuamos nuestro paseo por Santiago de Chile, cruzamos el río Mapocho para llegar al barrio con más color y sin duda el más atractivo de la ciudad, el Barrio de Bellavista.

barrio-de-bellavista-santiago-de-chile
barrio-de-bellavista-santiago-de-chile

Este se desarrolló durante la época colonial siendo en sus inicios, un barrio aristocrático. Tras pasar los años se ransformaría en el barrio más bohemio de Santiago de Chile.

barrio-de-bellavista-santiago-de-chile

El barrio de Bellavista es uno de los barrios de Santiago de Chile de visita obligada. Sus paredes desprenden arte, ya que sus fachadas están llenas de murales.

barrio-de-bellavista-santiago-de-chile

Podéis llegar al Barrio de Bellavista en metro.La estación de metro más cercana es Baquedano. En en ella confluyen las líneas 1 y 5 del metro de Santiago.

barrio-de-bellavista-santiago-de-chile

La verdad es que no utilizamos el mapa, nos perdimos por las calles de Bellavista porque lo mejor que se puede hacer aquí, es pasear sin rumbo. Descubriréis que en cada esquina de Bellavista se esconde una obra de arte, el barrio es una pinacoteca callejera.

Como en la zona hay muchos bares y restaurantes, nada mejor que parar en alguno de ellos o comer en una de sus terrazas para ver la vida pasar.

barrio-de-bellavista-santiago-de-chile

Si queréis salir de noche en Santiago de Chile, el barrio de Bellavista es un buen lugar, ya que está repleto de restaurantes, bares y de vida nocturna. Pero no hace falta esperar a que llegue la noche, puesto que durante el día, la zona está llena de vida. Vale la pena comer en alguno de los restaurantes o terrazas donde os pondréis morados de especialidades chilenas.

Los precios son los mismos que en España, pero ponen el doble de comida. Así que cuidado con pedir muchos platos, porque será imposible que os lo comáis todo.

Cuando llegamos a Bellavista era mediodía y ya estábamos muertos de hambre, así que dimos una vuelta por la calle Pío Nono que está llena de bares y por las calles Constitución y Dardignac para elegir restaurante.

En nuestro paseo por el barrio entramos en un lugar que se llama el Patio de Bellavista. Es un espacio es similar al de un centro comercial. Además de tiendas de artesanía, en el centro del patio hay un montón de terrazas cobijadas a la sombra, música en directo y restaurantes que ofrecen menú del día.

barrio-de-bellavista-santiago-de-chile

Después de llenarnos la tripa, continuamos nuestro recorrido por el barrio. Llegamos a una plaza que lleva el nombre de otro artista chileno, Camilo Mori vivió aquí y dio al barrio el impulso artístico y bohemio que lo caracteriza.

Lo más llamativo de esta plaza es una Casa Roja que parecía sacada de algún país Centro Europeo. Es el Palacio Lehuedé, que ahora es un hotel.

barrio-de-bellavista-santiago-de-chile

Continuamos andando, a pocos metros se encuentra una de las Casas de Pablo Neruda, la Chascona.


la-chascona-santiago-de-chile

La Chascona fue una de las tres casas que tuvo Neruda. Su  fachada es de color azul, tributo del poeta a ese mar que adoraba. La bautizó con el nombre de La Chascona,  porque era la forma en la que Neruda llamaba a su mujer, ya que esta tenía una cabellera oscura y rizada.

la-chascona-santiago-de-chile

Cuando Neruda murió, la casa fue expoliada por ordenes de Pinochet. Pasados los años se reconstruiría, ahora es un museo que abre todos los días excepto los lunes.

Continuamos paseando y a unos pasos nos encontramos con el Parque Metropolitano de Santiago.

Hacer una parada para tomaros un Mote con Huesillo. Este un postre típico chileno, que se sirve en vasito con una cucharrilla. Es un liquido muy dulce, con granos de trigo en el fondo y un melocotón deshidratado. Podéis probarla en los puestos que hay a la entrada del parque.

parque-metropolitano-santiago-de-chile

En uno de los lados veréis que hay una especie de castillo, es la entrada del Funicular que lleva a otro de los lugares imperdibles de Santiago de Chile, el Cerro de San Cristóbal.

Nuestra intención era subir al cerro en funicular, así que nos quedamos en la fila a pleno sol, aquello ni se movía. Nos avisaron que tardaríamos 20 minutos mínimo en poder subir y ya nos estábamos torrando.

Vimos que había otra alternativa, justo al lado había unos autobuses que tenían parada en todos los lugares de interés del Cerro de San Cristóbal, así que decidimos coger uno y subir hasta la cima, nos costó 1.440 CLP.

funicular-cerro-san-cristobal

El Cerro de San Cristóbal

Uno de los cerros más grandes y altos de Santiago de Chile, es el Cerro de San Cristóbal. El cerro de San Cristóbal es uno de los lugares con mejores vistas panorámicas de la ciudad y éste es uno de los lugares que tenéis que ver en Santiago de Chile.

La imagen de la Inmaculada Concepción preside con sus catorce metros y blancura inmaculada la cima del cerro. La imagen es visible desde casi toda la ciudad.

cerro-de-san-cristobal-santiago-de-chile

En sus orígenes, una de las laderas del cerro sirvió de cantera para obtener la piedra con la que se construyó el Palacio de la Moneda y también se extrajo el material para edificar la pequeña iglesia que se encuentra en el lado derecho de la estatua de la Virgen.

La gigantesca estatua de la virgen se construyó a principios del S. XX. Sustituiría a una gran cruz de 10 metros de altura que estaba en este mismo lugar y que se colocó cuando se fundó la ciudad.

cerro-de-san-cristobal-santiago-de-chile

Debajo del pedestal de la virgen hay una pequeña capilla y muy cerca del santuario, hay un  árbol que se llevó desde Guernica (España)en 1931.

Para llegar hasta el cerro de San Cristóbal tenéis varias opciones: Caminando (hay una buena cuesta), en Funicular, bus o Teleférico, los precios del Funicular y Teleférico en enero de 2019  los tenéis abajo.

teleferico-cerro-san-cristobal-precios

Además del Santuario, en el cerro de San Cristóbal hay otras cosas que podéis ver. Un jardín japonés, su entrada más cercana es la de Pedro de Valdivia. Abre todos los días menos los lunes y su horario es de 10am a 7pm, es gratuito. 

También hay unas piscinas públicas, solo abren en verano, de noviembre a marzo. Su horario es de 10.00 am hasta las  6:00pm. En el cerro hay hasta un zoológico.

El cerro de San Cristóbal está abierto todo el año, tiene dos horarios. El de verano, de  8:30 am a 8:00 pm y el de invierno de 8:30 am a 7:00 pm.

Si queréis llegar en metro, la parada  más cercana es la de Baquedano. Cuando salgáis, andar por la calle Pio Nono, en el Barrio de Bellavista y daréis con el acceso principal del cerro.

Las mejores vistas de Santiago de Chile. El Sky Costanera

Inaugurado en el 2015 con sus imponentes 300 metros de altura la Gran Torre de Santiago, es el edificio más alto de Latinoamérica. Para llegar lo que hicimos fue coger el teleférico desde el Cerro de San Cristóbal y fuimos caminando hasta el Costanera Center.

costanera-center-santiago-de-chile

Si quieres tener toda la ciudad bajo vuestros pies, subir hasta la planta 63 del Costanera Center, al Sky Costanera. Las vistas del Sky Costanera son de  360º. Las vistas de Santiago de Chile desde allí son más que espectaculares. Por lo que este es otro de los lugares que ver en Santiago de Chile.

En el interior del Costanera Center hay un centro comercial con más de 300 tiendas. Como en todos los centros comerciales del mundo, están todas las franquicias internacionales de moda, además de  cines y restaurantes.

costanera-center-santiago-de-chile

Horario del Costanera Center: Lunes a Domingo y festivos de 10:00 a 22:00. El  último ascensor  sube al mirador a las 21:00pm.

Cómo llegar: Desde el Cerro de San Cristóbal cogéis el teleférico y desde allí se llega en un pequeño paseo. Otra opción es el metro, la estación más cercana es la de Tobalada.

 El Barrio Paris Londres

Caminar por las tranquilas calles de París y Londres te transportarán a cualquier ciudad Europea. Es un pedacito de Europa en Santiago de Chile.

Los edificios de estas calles se construyeron a principios del S. XIX, siguiendo patrones de estilo neoclásico, barroco y neocolonial. Se ubicaron en antiguos terrenos de los franciscanos, que tuvieron que vender sus tierras para solventar sus problemas económicos.

Barrio-Paris-Londres-Santiago-de-Chile

Vale la pena darse un paseo por este barrio, es muy pequeño, pero tiene mucho encanto.

Podéis hacer una parada en alguna terraza de sus pequeños cafés para tomar algo. En las calles aledañas podéis encontrar la típica  “picada” para zampar auténtica comida chilena.

Barrio-Paris-Londres-Santiago-de-Chile

En sus inicios la élite chilena vivió en la zona. Poco a poco el barrio fue decayendo mientras la ciudad crecía, renaciendo a mediados del pasado siglo, cuando importantes políticos lo eligieron como lugar de residencia.

Cuando se inauguraron las primeras galerías de arte los a intelectuales y artistas como Neruda, frecuentaron los locales de la zona.

Barrio-Paris-Londres-Santiago-de-Chile

Varios son los edificios relevantes que se encuentran estas calles y forman parte de la historia de la ciudad. Uno es el edificio de Londres 38 dónde se ubicaba la sede de la Dirección de Inteligencia Nacional.

Este fue centro de detención y tortura de los opositores de Pinochet. Actualmente es un centro cultural. Otro de los edificios emblemáticos es el situado en la intersección de París y Londres, donde se encontraba el Partido Radical Socialdemócrata.

Barrio-Paris-Londres-Santiago-de-Chile

Muy cerca se encuentra la Iglesia de San Francisco, construida en 1586. Es el edificio colonial más antiguo de Santiago de Chile. Dentro de la iglesia está la Virgen del Socorro. Pedro de Valdivia la llevaría desde España a Santiago de Chile en 1.540.  Anexo a la iglesia podréis ver un museo de arte colonial.

Museo de Arte Precolombino

Son muchos los museos interesantes que hay en la capital chilena, pero este sin duda merece la pena y lo tenéis que incluir en la lista lugares que ver en dos días en Santiago de Chile.


museo-arte-precolombino-santiago-de-chile

En una esquina de la Plaza de Armas se encuentra este museo. La entrada cuesta 7.000 CLP a los extranjeros, los lunes está cerrado.

En el museo hay piezas representativas de casi todas las culturas precolombinas. En la planta baja hay pequeñas momias y esculturas de madera de los Rapa Nui, que fue un buen complemento para saber más sobre la Isla de Pascua.de la que acabábamos de regresar como os conté en otro post.

museo-arte-precolombino-santiago-de-chile

Si os gusta la antropología y la historia no os podéis perder este museo. La colección de piezas de alfarería, textiles y artilugios que se muestra en este museo es impresionante.

La Piojera

Muchos dicen que si no has ido a la piojera es que no has estado en Santiago de Chile. La piojera lleva abierta más de cien años.

la-piojera-santigo-de-chile

Fue bautizado con este nombre, cuando el presidente Arturo Alessandri  fue invitado allí. Cuando entró y vio el ambiente que tenía dijo: ¿Pero a que piojera me habéis traído?. Y con ese nombre se quedó desde 1922.

la-piojera-santigo-de-chile

Hoy en día la Piojera de Santiago de Chile continúa con el mismo ambiente.Turistas, locales y gente de todo pelaje, recala en este bar para tomarse su bebida más famosa, el Terremoto.

El  “Terremoto”¡¡madre que peligro tiene¡¡ Se  sirve en minis de plástico. Los hay de dos tamaños, el grande llamado “Cataclismo” y el pequeño llamado “Replica”.

El terremoto está hecho con helado de piña, vino pipeño, granadina o licor amargo. La mezcla de sabores dulce y amargo es muy peligrosa, entra demasiado bien, con lo que puedes agarrar un ciego de primera :).

terremoto-la-piojera-santigo-de-chile

En la piojera también podéis comer, para contrarrestar un poco los efectos del alcohol.

El local está desaliñado y lleno de gente, pero tiene mucho encanto. En el pasado era frecuentado por artistas y políticos, ahora mismo hay una mezcla de locales y turistas. Es un lugar muy bullicioso, en el que es muy fácil ponerse a charlar con cualquiera y conocer gente.

Hay espontáneos que se ponen a tocar la guitarra y arrancan a cantar, mientras que otros se ponen a ver un partido de fútbol. La Piojera es un lugar divertido para tomar unos tragos y pasar un buen rato.

la-piojera-santigo-de-chile

Dónde Cambiar Dinero en Santiago de Chile

Cuando llegamos a Santiago de Chile, cambiamos un poco de dinero en el aeropuerto para poder pagar el transporte hasta el hotel.

Llegamos de noche y un viernes, así que lo primero que hicimos al día siguiente fue ir a la calle Agustinas, está muy cerca de la Plaza de Armas. Toda la calle Agustinas está llena de casas de cambio y el cambio que daban era más o menos el mismo en casi todas.

Si os preguntáis cual es el mejor sitio para cambiar dinero en Santiago de Chile, ir a la calle Agustinas. Fue allí dónde conseguimos el mejor cambio, de todo nuestro viaje por Chile. No os preocupéis si llegáis en fin de semana porque también están abiertos.

Como ir desde el aeropuerto al centro de Santiago de Chile

En las tres semanas que estuvimos en Chile, fueron muchas las veces que llegamos al aeropuerto de Santiago de Chile, ya que para ir de un lado al otro del país siempre recalábamos en la capital para coger un avión.

Hay muchas formas para  llegar desde el aeropuerto a vuestro hotel:

Los buses Centropuerto y Turbus os llevaran desde el aeropuerto a la estación de Pajaritos y desde allí podéis coger el metro hasta vuestro destino.

Nosotros utilizamos  las furgonetas de Trasnsvip,  compras el ticket en el mostrador que hay dentro del aeropuerto. El precio es fijo, variará en función de  vuestro destino.

Para que os hagáis una idea del aeropuerto de Santiago de Chile hasta el centro, cerca de la Plaza de Armas nos costó 13.800 CLP (en el 2019) .

Una vez compras el ticket, sales de la terminal. Allí agrupan a los pasajeros en función de su destino y no salen hasta que se completa el pasaje (8 personas mas o menos). No hay que esperar mucho, porque siempre hay un montón de gente. Te dejan en la puerta del hotel así que es muy cómodo.

En cuanto al taxi, el camino a la inversa desde el centro (cerca de la Plaza de Armas) al aeropuerto,  lo cogimos varias veces y nos costaba unos 17.000 CLP.

Santiago de Chile es una ciudad amable, segura, con un ambiente muy europeo y que ofrece al turista muchas alternativas de ocio. Si vais a Chile, merece la pena que al menos reservéis dos días para ver su capital Santiago de Chile.

Feliz fin de semana:)

6 comentarios en “Que ver en Dos días en Santiago de Chile”

  1. Me encanta esta entrada.
    He vuelto a vivir Santiago de Chile, con su gente encantadora.
    El Museo de Arte Precolombino me encantó y la Chascona, idem de idem.
    Subí a los cerros, fui a Bellavista y me hubiese quedado allí haciendo fotos a todos los murales…………madre mía, lo disfruté mucho.
    Hice todo eso y más, que me quedé 5 días.
    Lo que no hice fue ir a la Piojera ¡ por favor !!! ¿Tengo que volver porque no estuve?
    🙂 🙂 Gracias por hacerme revivir unos bellos recuerdos recientes.

    Responder
    • Que alegria que te haya gustado, porque me ha costado hacerlo, la verdad que he dejado fuera varias iglesias y lugares a los que también fuimos, porque me estaba pareciendo un post demasiado largo, estuvimos más de dos días, porque cada vez que cogíamos un avión pasábamos la tarde y la piojera jajaja no veas que ciego a lo tonto, la verdad es que lo pasamos genial:) a chile merece la pena volver con cualquier excusa Un besote

      Responder
      • Pues no me ha gustado, me ha encantado.
        Si, a veces cuesta mucho hacer un post y dudas del resultado. Del tuyo, no dudes, es excelente y aunque sí es largo, resulta muy ameno y dinámico.
        Opino lo mismo, a Chile merece la pena volver, incluso sin excusa.
        Feliz finde.

        Responder
  2. Amo a santiago de chile. Hace muchos años, mi hija trabajó allí durante tres meses. Mi nieta y yo visitamos allí durante dos semanas. ¡Qué tiempo tan maravilloso tuvimos! Saludos desde Finlandia! PD Mi hija tiene su propia calle allí: Calle del Inca. 🙂

    Responder
    • Santiago de Chile es muy chulo, hay muchas cosas para ver, me recordó mucho a Madrid, fuí en verano con un calorazo como el que hace en Madrid en Agosto, lo pasamos muy bien, tengo muy buenos recuerdos de Chile porque además la gente es majisima 🙂 Un abrazo desde Madrid y gracias por comentar

      Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: