Que ver y que hacer en Sun Moon Lake Taiwán

Viajamos a Sun Moon Lake el lago alpino más grande de Taiwán. Situado en el centro del país a unos 790 m sobre el nivel del mar, es uno de los lugares de la isla que recibe mayor turismo y un lugar que no os debéis perder si viajáis a Taiwán.

Llevábamos varios días en Taiwán. Habíamos pasado la mayor parte del tiempo en ciudades y lo peor de todo es que no había parado de llover. Nos apetecía escapar de la ciudad y por fin había salido el sol así que no podíamos pedir más.

que-ver-soon-moon-lake

Uno puede pensar cuando viaja a Taiwán, que la isla es completamente llana. Pues no, no lo es. El centro de la isla está lleno de montañas y un buen ejemplo es el Parque Nacional de Taroko, del que ya os hablé en otro post.

Sun Moon Lake está también rodeada de montañas, una de ellas cuenta con 2059 m, en una zona cubierta por bosques y vegetación. Un entorno bonito que invita a realizar actividades al aire libre y eso, era lo que más nos apetecía en ese momento. Pero, además visitaríamos templos, monasterios, pagodas y tendríamos la posibilidad de conocer alguno de los pueblos originales de Taiwán. Vamos, que en Sun Moon Lake no nos íbamos a aburrir.

que-ver-en-soon-moon-lake-taiwan

En su origen, Sun Moon Lake no era un lago, sino que eran dos. Allá por 1930 cuando Taiwán era una colonia de Japón, los japoneses decidieron construir aquí una central hidroeléctrica. Últimamente parece que todos los sitios a los que viajo están bajo la amenaza de las inundaciones de las centrales hidroeléctricas. Cuando se inundó la zona subió el nivel del agua, convirtiéndose en un solo lago, que es el que podemos ver hoy.

Su extremo oriental tiene forma redondeada como un sol y su extremo occidental tiene la forma de luna creciente. De ahí viene su nombre Sun Moon Lake, el lago del sol y la luna.

Si te preguntas qué ver en Sun Moon Lake, cómo llegar y todo lo que podéis hacer en este destino de Taiwán os lo cuento a continuación.

Cómo llegar a Sun Moon Lake

Sun Moon Lake está en el centro de Taiwán y no se puede llegar en tren. Así que salvo que tengas coche, la única forma para poder llegar en transporte público, es en autobús desde Taichung.

El autobús que tenéis que coger es el número 6670 y su parada se encuentra muy cerca de la estación central de tren de Taichung. Os pongo abajo un mapa en el que está indicado con un cartelito blanco la ubicación exacta de la calle desde dónde salen.

autobus-taichung-soon-moon-lake

No es necesario reservar con antelación el billete de autobús, podéis hacerlo sobre la marcha, ya que este autobús tiene mucha frecuencia. Llegamos a la parada, compramos el billete y diez minutos después salimos. Tardamos unas dos horas en llegar desde Taichung hasta Sun Moon Lake.

Os tenéis que bajar en la estación de autobuses de Shuishe Village. Este es el pueblo más grande que hay en el lago Sun Moon Lake. Una vez lleguéis a la estación de autobuses será muy fácil llegar desde aquí andando o en taxi hasta el alojamiento que hayáis escogido en el lago.

que-ver-en-soon-moon-lake-taiwan

Nada más bajarnos del autobús vimos que había un Starbucks. Tenía una terraza frente al lago, así que decidimos hacer un segundo desayuno no fuera que luego nos flaquearan las fuerzas y pasamos un buen rato al sol haciendo la fotosíntesis.

Pasado el rato decidimos ir al hotel. Miramos el mapa y pensamos que había poca distancia. Así que decidimos ir paseando por un camino que ribetea toda la orilla del lago. Nos pusimos a andar y cuando llevábamos hora y media nos encontramos con un problema, había un tramo del camino que estaba cortado por mantenimiento, así que no nos quedó otra que salir a la carretera. Lo peor es que esa carretera es de montaña, llena de cuestas y curvas.

que-ver-en-soon-moon-lake-taiwan

Además íbamos arrastrando nuestras maletas y el arcén que había era mínimo, así que estábamos compartiendo la carretera con los coches y los autobuses que no paraban de pasar. Las cuestas eran tan empinadas que llegó un momento que íbamos con el bofe fuera. Menos mal que habíamos redesayunado porque parecía que en vez de acercarnos al hotel cada vez nos alejábamos más. Caído del cielo pasó un taxi, lo mejor de todo es que nada más subirnos y tras dar la primera curva apareció el hotel. El taxista se rió maliciosamente y nosotros nos quedamos con cara de auténticos tolais.

Dónde alojarse en Sun Moon Lake

Antes de viajar hasta a Sun Moon Lake habíamos leído que los alojamientos que hay alrededor del lago son bastante caros, pero a nosotros no nos lo pareció. Lo reservamos con un día de antelación a través de una conocida web de hoteles. Reservamos en el hotel Jing Shenglou Hotel Sun Moon Lake con vistas al lago y situado frente al templo de Wehu. La noche nos costó 58€ con desayuno incluido.

que-ver-en-soon-moon-lake-taiwan

Mirar en las páginas web de hoteles, ya que hay bastantes ofertas y no tiene por qué salir caro alojarse en los alrededores del lago.

En Sun Moon Lake hay dos pueblos, ninguno de ellos es grande, ni tienen nada en especial. Shuishe Village, es donde llega el autobús desde Taichung, aquí encontraréis hoteles para todos los bolsillos, restaurantes, además de tiendas de alquiler de bicis y motos. En Shuishe Village se encuentran los embarcaderos desde dónde parten los barquitos que recorren el lago. Justo en la orilla opuesta se encuentra otro pueblecito, llamado Itashao. Aquí la oferta es más reducida, pero también encontraréis tanto hoteles como restaurantes.

Qué ver en Sun Moon Lake

Se puede llegar a todos los lugares que hay que ver en Sun Moon Lake en un autobús circular que recorre el lago en ambos sentidos. Nosotros lo utilizamos para llegar a todos los lugares de interés del lago. El billete podéis pagar con la Easy Card o bien en efectivo, pero tener en cuenta que tenéis que tener suficientes monedas para dar la cantidad justa, porque no dan cambio. También hay bonos diarios con viajes ilimitados.

El autobús que recorre Sun Moon Lake suele ser puntual y en cada parada podéis ver el recorrido y el horario por el que pasa en cada parada. En este enlace tenéis el horario y las paradas del autobús circular.

Frente a nuestro hotel se encontraba el templo Wenwu, este sería el primer lugar que visitaríamos en Sun Moon Lake.

Templo de Wenwu

Durante la mitad del S. XIX  muchos chinos de  la etnia Han emigraron hasta Taiwán. Se asentaron en esta zona, compraron tierras y se dedicaron a la agricultura. Necesitaban de un lugar donde honrar a sus dioses por lo que construirían además del templo Longfen y el Yihua este templo, el de Wenwu.

templo-wenwu-soon-moon-lake

En su origen eran dos templos que tuvieron que ser reubicados a una zona más alta, antes de que los japoneses inundaran el área por la construcción de la hidroeléctrica. Los dos templos se unieron en uno solo y su construcción finalizaría en 1934. A lo largo de su historia ha tenido que ser reparado varias veces debido a los graves daños que ha sufrido tras los terremotos que sacuden esta zona. También ha sido ampliado dándole un toque chino en su estilo, colocándole tejas naranjas.

templo-wenwu-taiwan

Está dividido en tres secciones y desde fuera no se aprecia lo grande que realmente es. Nada más entrar te reciben unos gigantescos leones de piedra rojos, los más grandes de Asia, que sujetan con sus garras una perla.

templo-wenwu-taiwan

En un gran incensario los feligreses queman varitas que perfuman el ambiente y justo frente a él se alzan los peldaños de una escalera por la que se sube al templo. A esta escalera se le llama  la “escalera del cielo”. Trescientos sesenta y cinco escalones que representan todos los días del año.

templo-wenwu-taiwan

Entramos en el primer edificio del templo y como sucede en todos los templos de Taiwán los fieles tiraban al suelo unas piezas de madera para conocer su futuro. Nada más entrar Manolo soltó “ya están echando las runas”. Las runas como Manolo las llamaba son en realidad bloques lunares, también llamadas Jiaobei.

templo-wenwu-taiwan

Las tiran al suelo para obtener una respuesta de los dioses ante sus inquietudes. En el primer salón veréis que hay un altar repleto de ofrendas, caramelos, flores y pastelitos que dejan los fieles. Todo el tiempo se escucha un constante repiqueteo de los bloques lunares chocando contra el suelo y el constante traqueteo de los palos de la fortuna que agitan los feligreses que esperan que la suerte les sonría.

En esta sala hay unas máquinas muy curiosas, relacionadas también con la adivinación. En una caja de cristal hay un pequeño autómata. Una vez echas una moneda desaparece tras las puertas de un pequeño templo y después regresaba con un pequeño rollito en el que se pronosticaba tu fortuna.

templo-wenwu-sun-moon-lake-taiwan

El sitio cuenta con tres salones, uno de los cuales está dedicado al primer antepasado Kaiji y al Dios de la literatura. El segundo está dedicado al Dios de la Guerra llamado Guan Gong y el tercero a Confucio. 

La estatua de Confucio es de bronce, es la única que hay en Taiwán construida en este material.

Pasamos al siguiente nivel: una puerta conducía a una gran pared con un gigantesco dragón labrado en la piedra, a su lado en una fuente los fieles echaban monedas, también para conseguir buena fortuna. Todo en Wenwu está relacionado con la buena suerte.

Cuando subes al siguiente nivel la barandilla está decorada con campanillas de viento doradas que centellean bajo la luz del sol.

templo-wenwu-sun-moon-lake-taiwan

El templo está abierto durante todo el día, la mejor hora para visitarlo es por la tarde o por la noche cuando dejan de ir los autobuses llenos de turistas.

templo-wenwu-sun-moon-lake-taiwan

Como nuestro hotel estaba frente a este templo decidimos regresar después de cenar, creo que Manolo estaba deseando echarse las runas sin que le viera nadie 😂.

Templo de San Sheng

El templo de San Sheng es interesante.  Para llegar hay que ir por una tranquila carretera rural. Este templo está rodeado de imágenes de dioses y dragones envueltos por el perfume y el humo del incienso que inunda todas sus estancias.

El Templo Longfeng

A unos diez minutos del centro de visitantes de Shuishe podéis visitar otro templo, el de Longfeng. Este es un templo taoísta, donde acuden los que se van a casar para ser bendecidos con un matrimonio feliz. Aquí el rito para lograr la buena suerte en el amor, consiste en atarse un nudo rojo, simbolizando su amor eterno. En el templo de Longfeng está la estatua de la «casamentera» muy conocida y venerada en Taiwán. En su origen esta estatua estaba en la isla de Lalu pero tras un terremoto se trasladó a este templo.

que-hacer-en-soon-moon-lake-taiwan

Pagoda Ci’en

Cogimos el autobús circular que recorre el lago para ir a otro de los lugares que hay que ver en Sun Moon Lake, la Pagoda Ci’en. Es el edificio más alto del lago, está en la cumbre de la montaña Shabalan.

Su nombre Pagoda Ci’en significa pagoda de la virtud filial.  El presidente Chian Kai-Sek pasaba aquí sus veranos y en 1971 ordenó que se construyera esta pagoda en honor de su madre.

pagoda-cien-soon-moon-lake
pagoda-cien-soon-moon-lake

Una vez llegamos a la parada, nos esperaban 700 metros de sendero en cuesta rodeado por un espeso bosque. Vimos un cartel en el que ponía que cerraban a las 4:30 así que subimos a todo gas para que nos diera tiempo a verla, un palizón de mucho cuidado para nada, porque luego no cerraron a esa hora.

pagoda-cien-soon-moon-lake

Llegamos a la explanada donde está la pagoda. Esta tiene 46 metros de altura, aún nos quedaba subir su escalera de caracol hasta llegar a su piso más alto. Al estar subida en un montículo, desde el balcón que hay en la ultima planta hay un vista espectacular del lago.

El problema es que por la tarde las nubes bajan y una espesa niebla comenzaba a cubrir el lago, así que intentad ir a ver esta pagoda a primera hora de la mañana antes de que las nubes impidan disfrutar de las vistas..

Desde allí se ve una pequeña isla en medio del lago. Es la isla de LaLu, es el lugar más sagrado para los Thao, uno de los pueblos originarios de Taiwán. Los Thao creen firmemente en los antepasados y piensan que la isla de Lalu, es el hogar de sus espíritus ancestrales. 

Templo Xuan Zang

Después de visitar la Pagoda C’ien fuimos hasta un monasterio de monjas budistas que hay a pocos metros de la pagoda. Tan solo dimos una pequeña vuelta por el recinto ya que estaba a punto de cerrar.

templo-xuan-zang-taiwan

El templo está dividido en dos niveles. En uno se encuentran los restos del monje Xuan Zang y en otro un buda dorado. Xuan Zang fue un monje de la dinastía Tang. El emperador le envió a la India en busca de unas escrituras budistas y tardó nada menos que diez años en completar su viaje.

templo-xuan-zang-taiwan

Este monje fue enterrado en China, en Najing. Los japoneses, durante la segunda guerra mundial, robaron sus restos para llevárselos a un templo de la prefectura de Sautama en Japón. Aunque años después sus restos se recuperarían y regresarían a Taiwán.

templo-xuan-zang-taiwan

Dentro del templo hay un tablero horizontal con las palabras «tesoro nacional», escrito por el presidente Chiang Kai-shek. En las paredes exteriores del templo hay tallas que representan los viajes de Xuan Zang. 

Qué hacer en Sun Moon Lake

Los dos pueblos que hay en el lago no son ni bonitos, ni tienen nada en especial así que no esperéis mucho de ellos, porque poco se puede hacer allí. Eso sí, ambos son muy tranquilos.

que-hacer-en-soon-moon-lake-taiwan

La orilla del lago Sun Moon Lake está rodeada por un sendero de 30 Km que bordea toda la orilla del lago. Como todo el entorno es muy agradable, vale la pena darse un paseo o recorrerlo en bici. A lo largo del camino hay varios miradores que se prestan a hacer muchas fotos ya que las vistas son muy chulas.

que-hacer-en-soon-moon-lake-taiwan

Si además de pasear alrededor del lago, queréis hacer senderismo aquí, tenéis dos rutas, que requieren un poco más de esfuerzo. Maolan Trail es una caminata fácil que lleva hasta un observatorio meteorológico construido por los japoneses en 1940. Desde la cumbre, a 1020 m, las vistas llegan hasta Puli. El inicio del sendero se encuentra a unos 300 m de Shuishe Village. Son unos 3 km por un camino pavimentado que va entre plantaciones de té. El recorrido completo os llevará unas 2 horas de ida y vuelta.

que-hacer-en-soon-moon-lake-taiwan

El otro sendero es para quien esté realmente en forma y solo se puede hacer en días en los que haga buen tiempo, puesto que, si ha llovido o va a llover, el sendero que es muy empinado se embarra y se puede poner muy resbaladizo. A este sendero se llama Shuishe Trail, lleva el nombre de la montaña más alta del lago. El trayecto se inicia en el pueblo de Itashao. Buscar un monumento de piedra que pone Thao, que es dónde comienza este trail.

El recorrido es de 5,6 km de largo, se tarda unas 8 horas en realizarlo. Hay que subir 1873 peldaños rodeado por bosques de bambú y rododendros. Al final de la ruta alcanzarás la cima de la montaña Shuishe a 2059 m. Una vez lleguéis arriba tendréis unas vistas espectaculares del lago. 

Si os gusta ir en bici hay muchas rutas en la zona y también es posible alquilar una moto para recorrer los alrededores del lago.

Si no te gusta ni andar ni ir en bici, hay otra cosa que puedes hacer en Sun Moon Lake: una excursión en barco por el lago. Las excursiones duran unos 45 minutos y cuestan 300 NT (unos 9€). Los recorridos en barco salen cada 30 minutos desde los tres muelles principales que hay en Shuishe Village. Si queréis sacaros un pase que combine varias actividades los podéis comprar Aquí.

que-hacer-en-soon-moon-lake-taiwan

Otra de las cosas que puedes hacer en Sun Moon Lake es coger el teleférico. Para ello tendrás que ir hasta Itashao Village. El recorrido que se hace es de 1,8km y lleva hasta un pueblo en el que se recrea cómo eran las aldeas de los pueblos aborígenes originarios de Formosa. Se llama Formosan Aboriginal Cultural Village, un buen plan si vas con niños, ya que aquí hay espectáculos, bailes y cantos tradicionales. El billete de ida y vuelta en el teleférico cuesta 300 NT (9€).

El pueblo Thao fue el primero en habitar la región, seguido por la mayoría Han. Hoy en día, ambos grupos viven en el área y aunque se han influenciado recíprocamente, han mantenido sus identidades separadas.

que-hacer-en-soon-moon-lake-taiwan

Después de Soon Moon Lake nuestra siguiente parada la haríamos en el sur de Taiwán para conocer la que fue la antigua capital de la isla, Tainan. Si queréis saber todo lo que se puede ver y hacer en esta ciudad pasaros por éste post.

Feliz fin de semana 😊

15 comentarios en «Que ver y que hacer en Sun Moon Lake Taiwán»

  1. Hola, que bonita excursión por el lago. Siempre piensas, al final es siempre un lago pero cuando estás viendo el paisaje te quedas ensimismado. Yo me hubiese lanzado las runas para saber mi futuro, más por la turistas que por conocer que me depara el futuro que casi prefiero no saber nada. No os sintáis mal por lo del taxista. Yo siempre pienso que los turistas mantenemos a este gremio en todo el mundo y gracias a nuestras torpezas algún de sus hijos termine en la universidad. Un beso y feliz fin de semana.
    Horacio

    Responder
    • Lo de las runas en Taiwán es muy fuerte no te creas que lleva su proceso. Pero quién no está tentado a lanzar las runas, para luego decepcionarse. El sitio es chulo con unos paisajes muy bonitos. Lo que más nos gustó en Taiwán eran los destinos de naturaleza más que las ciudades que eran más anodinas. Buen finde

      Responder
  2. Siempre quiero ver un mundo mejor cuando te leo. Hasta el silencio está quieto, pendiente de lo que tú viento aventurero nos va a deparar. La naturaleza está en sus mismo lugar. A la espera que tus ojos se pose en ella para regalarnos las fotos formidables que han deletreado su belleza en su plenitud. Cada vez tus excursiones nos va dejando las ganas de seguirte más de cerca. Yo solo vuelo en mi imaginación pero aún así, es una delicia estar a tu lado. Saludos y buen viaje.

    Responder
    • Madre mía Manuel, vaya poesías que me regalasMuchas gracias como siempre por tus comentarios y pasa muy buen domingo

      Responder
  3. Precioso, tanto Taroco como este parque del sol y la luna nos encantan, de momento las partes más chulas de taiwan que nos has enseñado una naturaleza que no creíamos que tuviesen allí ‍♂️. Manolo, que te contaron las runas? Mola un montón esta religión llena de supersticiones y adivinaciones , deberíamos de instaurar algo aquí así, seria más divertido ir a la iglesia.

    Responder
    • Así es, lo mejor de Taiwan para mi fueron sus destinos de naturaleza, me gustaron un montón. Pues si os digo que Manolo echaba las runas para ver si le tocaba la loteríamal va jajaja. Lo increíble es que en todos los templos de Taiwán se pasaban el tiempo echando los bloques lunares, imaginaros que en una iglesia se hiciera esto desde luego si sería más divertido. Un besote y pasar buen domingo

      Responder
    • Si lo mejor de Taiwan es su naturaleza y lo que más sorprende es lo montañoso que puede llegar a ser. Es un sitio chulo en el que se pueden hacer un montón de cosas. Un abrazo

      Responder
  4. Otro lugar precioso. Llegaríais con el bofe fuera, pero mereció la pena. Probablemente te coja prestada la isla de LaLu, a ver qué se puede sacar de ahí Nos vemos en Tainán. Un súper saludo! Buen finde!!!

    Responder
    • Sabía yo que Lalu te iba a gustar. Te la presto encantada para averiguar más cosas de los ancestros. Pasa muy buen finde

      Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: